1/9/11

Semana Negra de Gijón. Más madera







Habiendo estado presente en la polémica de la Semana Negra, no voy a dejar la ocasión de hacer algún apunte por si pudiera ser de interés para alguien.
Qué si de debe de ubicar en tal o cual sitio, que si cuanto cobra el amigo Taibo II por organizar dicha semana, que si se quejan unos y aplauden otros. Que si el Ayuntamiento de Avilés se ofrece para acoger tan excelso evento, que si tirios o troyanos…
Tuve la ocasión de conocer a Taibo II, al poco de aterrizar por estas tierras, es justo reconocer que tiene un verbo fácil y unos conocimientos enciclopédicos envidiables, y diciendo esto también señalar a que al primero que embaucó, fue al difunto Silverio Cañada, con la magna Enciclopedia de la Revolución de Asturias, creo recordar que algo así se llamaba o llama pero hablo de memoria, con lo cual pido disculpas si me equivoco de Enciclopedia y autor. Los primeros contactos los estableció Taibo, con las corrientes más izquierdistas que se encontró en Asturias, tanto con los partidos más radicales como el “Movimiento Comunista”, como con las corrientes mas ligadas al exilio del partido socialista de Asturias. Recuerdo casi como si fuera ahora una excursión, que nos llevó de Gijón hasta Tineo, claro está pasando por Mieres. Y como si él hubiera estado presente en todas aquellas trincheras, nos iba señalando con la mano montículos y nombres de guerrilleros que habían ocupado tal o cual posición, nos tuvo el Taibo toda esta excursión con la boca abierta. En Tineo nos recibió un carcamal, un abuelo el último representante de la Republica en el exilio eso ya fue la apoteosis, pues como estábamos en tiempos donde algunas cosas seguían prohibidas, nadie nos lo había comentado, para que nadie se pudiera ir de la lengua y pudieran aparecer los tricornios. Sus explicaciones eran de un verbo y una vivacidad que para nosotros imberbes e ignorantes revolucionarios, nos parecía todo creíble, en general nuestros conocimientos de ese episodio de la historia de Asturias, era un conocimiento folklórico, anécdotas, canciones y “ el pozu María Luisa. Mira maruxiña tralalalará”.
Por el tiempo que hablo no se habían celebrado las primeras elecciones municipales democráticas y creo que tampoco estaba vigente la actual constitución, pero no debería de faltar mucho.
Ganaron los socialistas el ayuntamiento de Gijón de la mano de Palacios, y sin enterarse de lo que era gobernar un ayuntamiento crearon la Fundación de cultura, no me acuerdo del nombre del pájaro que la dirigió, era joven, apuesto, nos se si había vivido en Alemania, lo que si sé que nadie lo conocía de nada. Y ya comenzó el despilfarro, es una pena que no tenga ya ningún sentido hacer una auditoria a estas alturas de la película. Carteles de actividades que nunca se hicieron, pero que alguien los cobro, había una habitación hasta arriba de carteles y folletos de actividades y que decir de donde montaron el chiringuito, en la misma plaza del Parchis, un dineral de alquiler…
Puse estás y otras cuestiones en conocimiento a personas que yo consideraba honradas, y la recomendación fue que me callara, que era un idealista. A partir de estas y otras vivencias fui tomando distancia paulatina de eso que llaman izquierda, y dice defender los intereses del pueblo…
Y por no seguir ventilando más mierda, vuelvo ya sin mas rodeos al asunto de la Semana Negra. Se supone que este acontecimiento debe de tratar en primer lugar de proyectar a Gijón, dentro de España y del mundo entero con una actividad de verano en principio llena de originalidad. Pero si tomamos tierra, vemos que lo menos que hay en la Semana Negra, son libros ya sean de género policiaco o de Caperucita Roja. Hay muchas carpas para vender chorizos a la sidra, empanadas, cubatas de garrafón, es decir está lleno de puestos de prau, de los que se veían o ven en les romerías. Y para esta feria de prau aderezada con cuatro libros y cuatro charlistas hace falta pagar a un director.
Para seguir la Semana Negra en estos derroteros, simplemente tiene que señalar la Corporación el lugar y la hora, en la que comienza la folixia para que todos feriantes que así lo deseen y previo paso por taquilla ponga las carpa de sidra y empanadas que les apetezca. Y si en Aviles, en Mires están dispuestos a darle dinero a TaiboII para que monte esta romería pues que se las den.
Lo que debe ser La Semana Negra, es un verdadero seminario de novela, cursos de escritura, charlas, cine de género, teatro etc, con escritores de renombre internacional, que este en todos los tablones de la universidades de España y del mundo, que los estudiantes puedan conseguir puntos para convalidar en sus respectivas universidades. Y todo ello debe hacerse en la Universidad Laboral, y de esta manera también la Laboral recupere el espíritu para el que fue construida…, que no fue construida para conciertos, excursiones a la torre y paseos turísticos y si es necesario que vuelvan los jesuitas…
Espero que haya quedado claro mi punto de vista, pero si te cabe alguna duda no dudes en comentármelo.
Igual me he pasado de letras pero es que la tinta estaba fresca y a las manos le apetecieron darle al teclado..

2 comentarios:

Luis dijo...

TE HAS QUEDADO CORTO, MENOS MAL QUE ALGUIEN DICE LA VERDAD DE ESE NIÑATO QUE MARCHO DE GIJON CON CINCO O SEIS AÑOS Y NO FUE AL EXILIO PRECISAMENTE, QUE SU PADRE FUE A OCUPAR UN PUESTO DE DIRECTOR EN UNO DE LOS GRANDES PERIODICOS MEJICANOS.

Manuindiana dijo...

Pienso lo mismo que tu,ademas en todos los puntos,y del impresentable jeta,no hablo por que me caliento.
Me a encantado,si señor con un par de COJONES.
P.D- Que idealistas eramos en aquella epoca.pensabamos cambiar el mundo y nos tropezamos con toda esta pandillas de señoritos de la IZQUIERDA jjjjjjaaa,pero evolucionamos.no como esa pandilla de capullos,que todabia cree en ellos.
Saludos

Archivo del blog